¿Calentadores de ambiente o calefacción central? ¿Cuál es más eficiente energéticamente?

Cuando hablamos de calentadores de ambientes hablamos de calefactores portátiles que se pueden mover de un ambiente a otro sin dificultad.
Funcionan con electricidad. Suelen ser artefactos pequeños y ligeros, o, al
menos, transportables. Se pueden colocar en el espacio que uno desee.
En contraposición al sistema de calefacción central, sólo distribuyen el calor
en zonas más pequeñas y no en todas las habitaciones de la casa.
Los calefactores modernos están disponibles en una gran variedad de
modelos, colores, tamaños y potencias. Los hay en forma de radiadores con
rueditas, en forma de cañón, infrarrojos, en PVC muy pequeños y sin
rueditas, cuadrados, rectangulares, redondos y más.

 

calentador portatil

Por otro lado, tenemos el sistema de calefacción central
Suele funcionar con electricidad o gas. Puede enviar aire caliente a través de
tuberías instaladas en un falso techo para que queden ocultas, o puede funcionar enviando agua caliente a radiadores o suelo radiante.

 

caldera

 

Uso racional de la energía

Hay que tener en cuenta que la electricidad es el tipo de energía más caro y
el gas es la opción menos económica. Entonces, ¿calentadores de ambientes
o calefacción central? ¿Qué es más eficiente desde el punto de vista
energético?

Los calefactores eléctricos no son más eficientes desde el punto de vista energético que una caldera de gas. En la mayoría de los lugares, la
electricidad sigue siendo mucho más cara que el gas natural.

Para que un calefactor eléctrico no signifique un derroche de dinero, lo
razonable sería utilizarlo sólo si se necesita calentar una o dos habitaciones.
El resto de la casa estará, indudablemente, más fresco, pero si se habita
solamente una pequeña poción de la vivienda, ¿ qué sentido tiene climatizarla
toda?

Si en la vivienda contamos con un sistema de calefacción central y, además,
queremos utilizar un calefactor en una zona puntual, habrá que recordar
bajar el termostato del sistema central para ahorrar dinero. Si no se baja el
termostato se acabará utilizando ambos, y las facturas de energía serán
astronómicas.

Una vez que se haya usado el calefactor en algún sector determinado de la
vivienda y ya no se necesite más, habrá que asegurarse de apagarlo.

Costo de un calefactor frente a la calefacción central de funcionamiento

Los anuncios en los que se promocionan los calefactores como la increíble
máquina que ayudará a ahorrar dinero en nuestras facturas de calefacción
pueden ser engañosos.

El coste total del funcionamiento de este sistema de calefacción varía en
función de un par de factores. Antes de comprar un calefactor, sería
apropiado conocer la verdad sobre los calefactores y la calefacción central.

Dos factores a tener muy en cuenta son:

  • El costo de la energía en España 2021

Los precios de la energía en la península ibérica han variad enormemente en el último año. El costo promedio de la electricidad en España 2021 fue de aproximadamente 0,26 kWh, mientras que el costo promedio del gas natural
en España 2021 fue de unos 0,06 kWh.

  • Costo de los calefactores frente a los de calefacción central

Al analizar los costes de los calefactores frente a los de la calefacción central, la caldera gana. Es aproximadamente cuatro veces menos costoso utilizar una caldera para calentar una vivienda.

Consejos para el invierno

Si se utiliza un calefactor para solucionar los problemas de calefacción,
deberíamos solucionar primero los problemas. Para que la casa sea más
eficiente energéticamente y confortable en el invierno, es importante realizar
un mantenimiento regular del sistema de calefacción, ventilación y aire
acondicionado (denominado HVAC en inglés). Los puntos de mayor interés

Si se utiliza un calefactor para solucionar los problemas de calefacción,
deberíamos solucionar primero los problemas. Para que la casa sea más
eficiente energéticamente y confortable en el invierno, es importante realizar
un mantenimiento regular del sistema de calefacción, ventilación y aire
acondicionado (denominado HVAC en inglés). Los puntos de mayor interés
son:

 

  • La puesta a punto de la caldera
  • La instalación de un termostato programable
  • Asegurarse de que la vivienda esté correctamente aislada

La seguridad es lo primero

La mayoría de los calefactores trabajan con fuego directo. Por ello, es
sumamente importante asegurarse de seguir todas las precauciones de
seguridad.

  • Evitar enchufar un calefactor en un cable de extensión.
  • No dejar nunca un calefactor desatendido ni encendido en la habitación de un niño o un bebé.
  • No dejar un calefactor encendido durante la noche.
  • Mantener muebles y cortinas lejos del calefactor. Lo ideal es que se encuentre a más de 1 metro de distancia. Un cortocircuito, un mal funcionamiento del sistema o un simple golpe de la unidad pueden provocar un incendio.

 

Conclusión


Si creemos que es lo mismo hablar de calentadores de ambiente o
calefacción central estamos bien equivocados. Es cierto que ambos son
sistemas aptos para calentarnos en invierno pero, claramente, una caldera
será más eficiente energéticamente cuando hablamos de calentar la
totalidad de una vivienda.

 

 

 

Dejar un comentario